Valledupar empató en condición de local ante el Pasto

Abril 22, 2017

Con doblete de Martin Arzuaga el onceno vallenato rescato un punto en un disputado encuentro.

Valledupar FC sumó su segunda igualdad en lo que va de la copa al empatar 2-2 frente al Deportivo Pasto en el partido correspondiente a la tercera fecha del Copa Águila. Los goles para el equipo local fueron anotados por Martin Arzuaga el primero tras un pase atrás de Ronald Herrera y el segundo mediante la vía del penal. EL partido se disputó en el estadio Armando Maestre Pavajeau.

A pesar de poner una nómina mixta Wilberto Pana planteo un partido de corte ofensivo con la inclusión dentro del onceno titular hombres como Juan Camilo Zapata y Norvey Orozco quienes le dieron más profundidad al equipo y supieron generar opciones de peligro junto al goleador Martin Arzuaga, y  fue al minuto 16 luego de varias llegadas que “El torito” pudo poner el 1-0 a favor del Valledupar. Sin embargo tras la anotación el equipo vallenato perdió intensidad y concentración y tan sólo cuatro minutos después vino el empate de Pasto por intermedio de Daniel Angulo, quien decretó el 1-1 con el que terminó la primera mitad.

Ya en el segundo tiempo cuando ni siquiera los asistentes al estadio Armando Pavajeau se habían acomodado, llego el segundo gol del equipo visitante nuevamente tras un descuido de la zaga defensiva del Valledupar, pero lejos de venirse abajo anímicamente el equipo reacciono y tomo las riendas del encuentro adueñándose de la pelota y generando profundidad por las bandas con el ingreso de Ricardo Delgado, tanta fue la insistencia que al minuto 56 el juez central sancionó un penal a favor de los vallenatos que fue cambiado por gol a través de Arzuaga.

Pasaron los minutos y pese a la insistencia por llevarse la victoria el onceno verde y blanco tuvo que conformarse con la igualdad 2-2 que los mantiene en lo más alto del grupo B con 5 puntos. El próximo partido será frente a Bogotá FC por el Torneo a puerta cerrada tras la sanción recibida por parte de la Dimayor.

Por: Carlos Andrés Gaitán Buitrago.  

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *